Una iniciativa de Parque del Recuerdo

El valor de reconectarnos

Los seres humanos mantenemos cientos de conexiones con distintas personas, cada una de ellas aportando algo a nuestra vida. Así como nosotros en la de ellas.

Sin embargo, estas conexiones se ven afectadas por hechos que no podemos controlar, como la pandemia o la pérdida de un ser querido, o cosas que sí están a nuestro alcance como el trabajo o los estudios.

También puedes leer: ¿Por qué debemos cultivar nuestros vínculos afectivos?

Por eso es importante hacer el esfuerzo y reflexionar en torno a la importancia de reconectarnos con nuestros seres queridos, especialmente en estos tiempos donde más lo necesitamos.

Reconectar: Interactuar, valorar y sentir

“La conexión con los demás es una necesidad básica e irrevocable del ser humano”, dice de entrada María Ignacia Sandoval, psicóloga de Contigo en el Recuerdo.

Estamos configurados para estar vinculados a otras personas, algo que además entrega varios beneficios a nuestra salud como la disminución de síntomas depresivos y la sensación de soledad, y la regulación de nuestras emociones y de la autoestima.

Sin embargo, la relación con otros se puede perder y es ahí donde se hace tan importante entender el valor de ese lazo.

¿Cómo hacerlo? Todo se trata de interactuar con otros y sentirse escuchado, valorado y visto, ya sea tomando un café, almorzando con alguien o permitiendo unos momentos con la familia antes de ir a trabajar.

Tema de interés: Agradecer por las cosas pequeñas de la vida

El tiempo a veces también puede impedirnos ver y conectarnos. Para eso, la profesional sugiere realizar actividades, sean recreativas como una serie o incluso cotidianas como ir al supermercado.

Incluso, muchas veces podemos dar ese paso extra cambiando las felicitaciones digitales, con comentarios, mensajes o emojis, por volver a reunirnos para celebrar físicamente los pequeños logros.

Te invitamos a ver: ¿Cómo reconectar con las personas y con la vida?

“Volver a relacionarnos con quienes hemos perdido contacto puede ser beneficioso, especialmente con aquellas personas que se valoran”, apunta María Ignacia Sandoval, quien aclara que un tema aparte son las relaciones ambivalentes que tenemos en nuestra vida.

Aun así, cuando uno le toma el peso al valor que tiene ese vínculo, hacer tiempo y espacio se vuelve más sencillo. “Encontrar maneras de vincularnos se vuelve menos tedioso. Y se puede realmente disfrutar esa conexión”.

En definitiva, para la psicóloga, reconectar “es volver a mirar a los ojos, volver a tener un pequeño momento de sentirse en compañía”.

¡COMPÁRTENOS!