Una iniciativa de Parque del Recuerdo

Durante estas celebraciones de fin de año, es importante definir qué nos gustaría hacer y comunicárselo a nuestra familia.

Qué hacer cuando no quiero celebrar durante un duelo

Las celebraciones de fin de año, como la Navidad y el Año Nuevo, suelen ser una instancia donde las familias se reúnen y comparten. En la mesa se conversa sobre las experiencias vividas y se plantean nuevas metas para el próximo año.

“Estas celebraciones son un momento para pausar, mirar hacia atrás y evaluar los logros y desafíos del año que termina, y también simboliza la posibilidad de un comienzo”, explica Bernardita Mingo, psicóloga colaboradora de Contigo en el Recuerdo.

Sin embargo, puede ocurrir que estas fechas coincidan con el fallecimiento de un ser querido, por lo que habrá personas que, de todas maneras, tendrán la intención de compartir y de reunirse con familiares y amigos, y otras que preferirán no hacerlo.

Puedes ver el video: Todos los duelos son válidos

“Es completamente válido y normal sentir poco deseo de celebrar estas fechas si vivimos una pérdida recientemente. El duelo es muy personal, único y variante, y algunas personas pueden disfrutar de estos momentos, como otros puede que no”, comenta la psicóloga.

Además, cuando vivimos una pérdida aparecen emociones como la tristeza, la melancolía y la pena, por lo que puede resultar complejo participar de las celebraciones.

Por eso, “tomarse el tiempo necesario para procesar la pérdida es un aspecto fundamental durante el duelo, y también para sanar emocionalmente”, recomienda la psicóloga.

También puedes conectarte con: Meditación: La calma en el tempestuoso mar

“Es esencial comprender que los sentimientos como la tristeza, la culpa, la rabia o la soledad son parte integral del duelo. Por eso, validar estas emociones y permitirse sentir, es un gran paso hacia la aceptación y el autocuidado”, apunta la especialista.

Comunicación y comprensión

Hecho este análisis, si estamos viviendo un duelo y no nos sentimos anímicamente bien, es importante comunicárselo a la familia.

Sabemos que puede ser complejo, por eso la psicóloga colaboradora de Contigo en el Recuerdo nos entrega algunas claves para tener esta conversación:

  • Exprésate con claridad.
  • Comunica que estás viviendo un duelo.
  • Explica que las festividades pueden ser difíciles al revivir experiencias y emociones.

“Es fundamental que se genere una comprensión mutua y recibir el apoyo necesario. Compartir nuestras emociones permitirá que nuestros seres queridos entiendan nuestra situación y nos brinden el apoyo necesario”, dice Bernardita Mingo, agregando que la empatía por parte de los familiares será clave para sobrellevar estas fiestas de la mejor manera.

Otro artículo relacionado: Resignificar las fiestas de fin de año

También, podemos comentarles a nuestros seres queridos cómo nos gustaría ser apoyados durante este momento. De esta manera, “tu entorno sabrá darte el apoyo necesario de manera más efectiva”, cierra la psicóloga.

¡COMPÁRTENOS!