Una iniciativa de Parque del Recuerdo

Beneficios emocionales de la terapia con perros durante el duelo

En algún momento habrás escuchado, de parte de los dueños de perros, cómo estos parecen intuir cuando están tristes o enfermos y cómo, en esos momentos, las mascotas suelen ser incondicionales y pacientes en acompañarlos en su dolor.

Es así como algunos expertos han podido concluir que recibir terapia con perros durante el duelo, brinda beneficios a nivel emocional, ya que pueden ser un gran apoyo en la recuperación de una persona. Las mascotas resultan de mucha ayuda en los procesos de sanación, ya que entregan compañía, entendimiento y el soporte afectivo que cualquiera pudiese requerir en un momento de tristeza.

Los perros tienen un poder curativo: nos hacen reír cuando estamos pasando por un mal momento, y tranquilizan a los niños cuando están tristes. Las mascotas son buenas para nuestro bienestar emocional y físico, y nos ayudan a enfrentar tiempos difíciles.

Los beneficios de los perros de terapia durante el duelo

Actualmente se utilizan varios animales -principalmente perros y gatos- para la terapia asistida a personas que hayan sufrido la pérdida de un ser querido. En particular, los canes pueden ayudar a las personas a superar el dolor.

Un artículo publicado en Psycology Today, a partir de una investigación de la Universidad de Missouri-Columbia, asegura que unos pocos minutos acariciando a un perro pueden generar un aumento de las hormonas que nos hacen sentir bien, como la serotonina, la prolactina y la oxitocina.

Esto demuestra que el uso de animales para terapias durante el duelo de una persona puede ofrecer confort emocional y físico.

¿Cómo es la terapia con perros durante el duelo de una persona?

Hay muchas organizaciones que entrenan perros para que sean acompañantes y asistentes durante el momento de mayor dolor de una familia, justo en el desenvolvimiento del funeral.

Sin embargo, estos animales por naturaleza están llenos de cualidades que los hacen ser especiales. Entre esas características se encuentran: son cariñosos, buenos acompañantes e intuitivos, ya que según estudios los perros -así como muchos otros animales- tienen la capacidad de sentir la tristeza de las personas y buscar la manera de disipar esa emoción ofreciendo cariño.

Por ello creemos que tiene muchísimo sentido que la compañía de un perro reduzca los sentimientos de soledad y aislamiento de una persona que haya perdido recientemente a un ser querido. Las mascotas satisfacen necesidades emocionales como el amor, seguridad, compañía y comodidad.

Cuidar a un perro también satisface la necesidad de proteger a otro ser vivo y puede dar a las personas un sentido de propósito, así que le invitamos a buscar ayuda de los amigos de cuatro patitas para comenzar con su proceso de sanación.

 

Fuente: Acoger.cl

¡COMPÁRTENOS!